No solo una buena campaña salvará a Enrique Cornejo

Andrea Silva

Por: Andrea Silva 

Estos últimos días leí la columna1 del periodista Renato Cisneros en el diario La República acerca de cuál iba a ser el candidato por el que votaría para ocupar el sillón municipal de Lima Metropolitana 2015-2018. Lo que me pareció interesante de este pequeño artículo fue la forma en cómo presentó el hecho de que votaría por Enrique Cornejo: “Nunca pensé que, sobrio y despejado, diría esto: voy a votar por un aprista”. Luego de leer esta introducción a su reducido artículo me  puse a pensar si realmente postular por el APRA le estaría costando a Cornejo los votos que necesita para ser alcalde de Lima, y obviamente, luego de no mucha reflexión respondí de una manera afirmativa a esta pregunta: A Enrique Cornejo sí le está costando votos el presentarse por el APRA.

Sé que muchos dirán que a pesar de que Cornejo perteneciera a otro partido igualmente no podría ganarle a Castañeda (que tiene una intención de voto de 50% aproximadamente), y que sería indiferente si Cornejo participaría con el APRA o no, debido a que los resultados de estas elecciones ya están dadas desde que se supo que Luis Castañeda postularía a la alcaldía. Sin embargo, puedo decir que debido a la manera en la que viene ejecutando Cornejo su campaña, posiblemente si le hubiera podido dar batalla a Castañeda si perteneciera a otro partido. Pero como no existen los “hubiera”, hay que hablar de lo que está pasando con Enrique Cornejo ahora. Él está sufriendo en carne propia el desprestigio de los partidos políticos tradicionales: en las encuestas ve reflejado como su 3% no aumenta a menos veinte días para las elecciones municipales y regionales; y sobre todo, está viendo cómo Lima está perdiendo la gran oportunidad de tener un alcalde capaz y preparado para gestionar la ciudad por la falta de confianza en la que están sumergidos los grandes partidos políticos.

¿Entonces qué se debe hacer para que este tipo de eventos se eviten, y realmente un gran candidato no se vaya por la borda si se presenta por un partido tradicional? Bueno, la respuesta es sencilla y ya la presentó el JNE (Jurado Nacional de Elecciones), la ONPE (Oficina Nacional de Procesos Electorales) y RENIEC (Registro Nacional de Identificación y Estado Civil)  el año pasado a la comisión de constitución del Congreso: La Reforma Electoral y Política. Dentro de esta reforma, se contemplan diversos asuntos, como por ejemplo, la unión de las doce leyes electorales en un solo código electoral, así como la modificación del proceso de revocatoria en la Constitución Política del Perú, y también el famoso “financiamiento a los partidos políticos”.

Con el financiamiento estatal de los partidos políticos, se busca que estos puedan institucionalizarse y fortalecer su participación en la vida política del Perú. Sin embargo, para lograr el financiamiento “pleno”, esta reforma busca que los partidos sean financiados sin que estén atados a la condición de si el presupuesto nacional alcanza o no para hacerlo, ya que con esta condición nunca han sido y van a ser financiados; por ejemplo, ya ha pasado un gobierno (el de Alan García) y otro que está en curso (el de Ollanta Humala), en el que hasta el momento no se los ha financiado a pesar de estar la norma en vigencia.

Pero realmente por qué es importante el financiamiento estatal a los partidos políticos: Es esencial; primero, para que haya más transparencia en los partidos, ya que al recibir dinero del Estado, van a ser fiscalizados por este; y por tanto, al no depender de dinero adicional van a ser menos propensos a los intereses particulares que los financian en las campañas. Segundo, los partidos van a ser más cohesionados debido a que ahora el dinero que ingresa a los partidos irá directamente a ellos, y ya no va a pertenecer a los candidatos; de esta manera, en lugar de competir entre compañeros del mismo partido se va a buscar crear una idea de comunidad en el partido.

Tercero, parte de este financiamiento estatal va a obligar a los partidos a que cumplan con las elecciones democráticas internas o elecciones primarias; de esta forma, el candidato del partido va a ser aquel que sea elegido por la mayoría del partido y no va a ser el que tenga más dinero para financiar su campaña. Cuarto y último, con el dinero estatal los partidos podrían organizarse de una mejor manera, es decir, tendrían una base administrativa y logística que los ayudaría a mantener un local central y varios locales al interior del país, y así, al tener asegurado los locales, realizar cualquier actividad para organizar a los militantes y realizar eventos para la comunidad. Después de todo, el financiamiento a los partidos es una manera de formalizarlos, y obligarlos a que trabajen por la democracia en el país.

Por último, puedo decir que si los partidos políticos estuvieran institucionalizados; además, si fueran transparentes, y tuvieran bases a nivel local y provincial para que puedan difundir sus ideas y propuestas más fácilmente, más gente se atrevería a votar por sus candidatos; y esta vez, como está sucediendo en Lima, candidatos como Enrique Cornejo y sus propuestas tuvieran la posibilidad de llegar a la gente con mucho mayor facilidad, ya que el internet y las redes sociales en Perú no bastan. No sé qué espera el congreso para debatir este proyecto de ley en el pleno que ya ha sido aprobado por la comisión de constitución el año pasado. Esperemos que sea pronto.

*Como cherry, y debido a que estamos en periodo electoral y he visto que muchos señores periodistas y columnistas hacen pública su opción política, me he visto en la obligación de hacerlo: votaré por Enrique Cornejo a pesar de que sea aprista, porque su plan de gobierno2 es el mejor para Lima; y también, porque no creo que se necesita robar para hacer obras, y sobre todo porque LA MORALIDAD NO SE SACRIFICA POR LA EFICACIA. Así que a chequear aunque sea los planes de gobierno resumidos en entrevistas amigos que leen ¡Tintero

_______________________________________________________________________________________________________

1 http://www.larepublica.pe/columnistas/que-sabe-nadie/la-soledad-de-cornejo-11-09-2014

2 http://200.48.102.67/pecaoe/05PLANES/2014/f8587972502829497639.pdf

 

Publicado el septiembre 19, 2014 en Gestión Pública, Observatorio Electoral. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: